Sobre los emprendedores 

 

¿Quiénes son los emprendedores detrás de Rituales Café?

 

R/: JoanEsteban Molina, administrador de empresas. Cristian Raigosa Pérez, tostador. Yenifer Bravo Marín, comunicadora social.

 

¿Cuáles son sus perfiles, pasiones, gustos, etc?

 

 R/: Joan, 27 años, nació en Santa Rosa de Osos (Municipio ubicado a 2 horas de Medellín).

Le emocionan los sabores, por eso el gusto por el café. Es administrador de empresas de profesión y “Preparador de tintico”, como dice él, por pasión.

El mar, la música, coleccionar cosas que le recuerden momentos, ej.: tiene una colección de bolsas de café; esas son cosas que lo hacen feliz.

 

Le encanta preparar café en la barra de Rituales mientras conversa con los clientes, disfruta ser buen anfitrión y atenderlos como amigos.

“A partir del trabajo en la barra uno puede conocer personas y direccionarlas a que el interés sobre el café aumente, me vuelvo un profesor porque a cada cliente que le preparo un café le brindo conocimiento”

 

Le gusta darse cuenta por medio de la lectura qué pasa con el café en el mundo e investigar para estar a la vanguardia. Estuvo medio año en Australia estudiando sobre café y probando cafecitos, porque él dice que por medio de una taza de café se conoce la cultura del lugar. Recorrió tiendas, habló con baristas y llegó con toda la energía a montar su compañía de café, en ese momento se cruzó con Yenifer y Cristian.

 

Cristian, 25 años, tostador, catador y barista formado en el SENA. Nació en Caldas, Antioquia.

 Inmediatamente se graduó del colegio comenzó a estudiar sobre café, lleva 9 años estudiando y preparándolo.

 

Cocinar, la música, y el emprendimiento, son sus pasiones. Desde pequeño ha tenido empresa, una de esas fue de música, en la época de colegio fue Dj.

 

Le gusta la adrenalina y la disciplina de presentarse a campeonatos de café, ya lleva 5 campeonatos nacionales (1 de barismo, 2 de filtrados, 2 de tueste) En cuatro de ellos ha estado en raking de los 3 primeros.  

 

Su mayor pasión es desarrollar los sabores del café desde la finca hasta el tueste. Cristian es el creador de Renacer, la microcentral de beneficio en el barrio La Sierra, Medellín, fue precisamente con ese fin, de tener consistencia en el sabor y poder experimentar con diferentes procesos.

Para Cristian es muy importante que el caficultor reciba lo justo por la venta del café, es una persona con alto sentido social.  Luego de trabajar en diferentes tiendas de especialidad de Medellín y estar por 1 año en Bruselas liderando la apertura de una tienda de café en esta ciudad, decidió emprender con su proyecto. Fue donde nación Rituales, compañía de café.

 

Yenifer, 28 años, comunicadora social. Nació en Barbosa, Antioquia.

 Gracias a su profesión una de sus pasiones es el social media. Ella siente amor y gratitud por las redes sociales, porque por este medio se puede transmitir a una gran cantidad de personas lo que se quiere comunicar, y más si es algo que ayude a una comunidad.

 

Yenifer es la encarga de las redes sociales de Rituales, para ella lo más importante es mostrar a los protagonistas de cada café, sus historias y el arduo trabajo que realizan desde la finca. Le apasiona comunicar y estar a la vanguardia de lo que se comunica a nivel mundial, enfocada en este caso en el café de especialidad, su frase: “lo que no se comunica no existe”.

 

Estuvo en Bruselas con Cristian en la apertura de una tienda de especialidad, abriendo su mente al mundo del café, conociendo tiendas, probando orígenes de todo el mundo e imaginándose su propia compañía.

 

Las series, películas y libros hacen parte de sus pasiones, igual que viajar.

            

¿Por qué y cómo iniciaron este proyecto?

 

Los 3 llegamos de un viaje por ciudades donde la cultura del café es muy amplia con gran cantidad de tiendas de especialidad, nos preguntábamos cómo en un país productor no hay esa cultura, o va muy lenta. Teníamos la misma idea, crear una casa del café que reuniera todo: escuela, tueste, tienda, laboratorio, una compañía sólida e integral, pero que también nos permitiría aportar a una comunidad, en este caso, el barrio La Sierra, Medellín. Un modelo de negocio con propósito.

 Hace 4 años llegó el café de La Sierra a nuestras manos, cuando lo catamos coincidimos en que era el mejor café que habíamos probado, y no podíamos creer que fuera de una de las zonas en Medellín más afectadas por la violencia, nunca se había escuchado algo sobre café en la comuna 8, y desde ese momento decidimos que cambiaríamos la imagen de violencia por la de cafés especiales, así nació Rituales, compañía de café hace 2 años, como la mejor vitrina para mostrar lo maravilloso que estaba pasando en esta comunidad de Medellín.

 

Sobre Rituales y Renacer

 

¿Cómo describirías a Rituales Café?

 

Es una compañía amable, innovadora, sensible, con una propuesta de economía local y social. Somos una empresa forjada en el trabajo y la transparencia, con un compromiso real con los caficultores del barrio La Sierra.

 

¿De dónde surge la idea del nombre?

 

El proceso del café es un Ritual, desde la finca hasta la taza.

 

Lo que rompe a la rutina es el rito, y alrededor del café que es una bebida muy sencilla, si uno se lo toma con seriedad y disciplina se va constituyendo un gran rito desde el momento que se empieza con la selección de la semilla.

 

¿Cuál es el propósito de este proyecto?

 

Tener un proyecto influyente en el sector que nos permita desarrollar la comunidad, brindar formación, aportar a la economía. Es un desarrollo personal, un reto para nosotros como emprendedores. Esto va de la mano con el impacto que se genera en la comuna 8 de Medellín, un barrio lleno de color y café.

 

¿Por qué es diferente a los demás?

 

Porque tenemos una economía local, con cafés que son cultivados, procesados, comercializados y disfrutados en Medellín.

Porque hay una oferta de bebidas con valor agregado, entre esas la cáscara de café, un producto que si no se utiliza bien es altamente contaminante, nosotros se lo compramos a los caficultores generándoles ingresos extras, tenemos una sección muy importante en la carta de la tienda dedicada a la cáscara.

 

¿Cuéntanos sobre su espacio multidisciplinario, por qué ser escuela, tostadores, tienda, coldbrew, etc. ?

 

Porque es importante intervenir en toda la cadena productiva con el fin de tener productos únicos. La integridad permite entender mucho mejor cada proceso.

Porque si un tostador no logra entender cómo fue el proceso en finca no puede hacer un buen desarrollo a los granos en tueste, no hay un cold brew bueno sin saber que se realizó un buen beneficio y una buena recolección. Conocer todas las fases del proceso permite tener mayor control sobre ellas y garantizar resultados positivos.

Nuestra especialidad son los cafés filtrados y las bebidas de espresso, en tienda nuestros baristas no podrían resaltar los mejores atributos del café sino conocen cómo fue su proceso de tueste y beneficio, entender todo esto alimenta la educación en la escuela.

 

¿Cómo describirías el papel de tus granos y tienda?

 

Un nuevo paradigma del emprendimiento local y un eje de transformación social.  Acortar la    cadena permite eficiencias, genera vínculos y una plusvalía justa para todas las partes.

 

¿Qué planes tienen a futuro?

 

-               Tener más tiendas en Colombia y en otro país

-               Vincular a los hijos de caficultores de La Sierra a las diferentes actividades del sector, tueste, barismo, etc…

-               Comprar, procesar y distribuir todo el café del barrio La Sierra

-               Que cuando alguien escuche La Sierra piense en uno de los mejores cafés del país

-               Generar más empleo a los caficultores del barrio en la microcentral de beneficio: RENACER

-               Poner luz en La Sierra y casas de material, darles una vida digna

-               Ver a nuestros caficultores felices y con calidad de vida